soloseraunminuto · 28. marzo 2020
Y encima amanece nevando. Esta primavera invernal es nuestra pertinaz sequía particular. Con lo bien que no vendría una ola de calor, el tiempo se ha puesto de parte del bicho. Así no hay quien pueda con él. Me entero que nuestro gobierno ha comprado material sanitario a Ali Express y le ha resultado como en los memes del whatsapp: tan corto y tan estrecho que no hay quien se lo ponga.
soloseraunminuto · 24. marzo 2020
La verdad es que esto no da ni para un par de párrafos al día. No me interesa el minuto y resultado y me aburren los vaticinadores y sus vaticinios. No aguanto los reproches ni las coartadas si son partidistas y es evidente que no existen otras. Además, el encierro en casa no tiene paralelismo posible con el de los jóvenes que Boccaccio clausuró en una villa mientras Florencia pasaba la peste bubónica.
soloseraunminuto · 22. marzo 2020
Me comenta una amiga que ha notado un acusado descenso en el nivel de gilipolleces que se transmiten por whatsapp, como si el miedo se hubiera superpuesto al desdén y el escepticismo con que se acogió el apocalipsis cuando todavía no lo parecía. La verdad es que es difícil mantener el tipo.
soloseraunminuto · 21. marzo 2020
El modesto acopio que hice durante los días previos al apocalipsis (o sea, la compra de la semana) estaba a punto de terminarse y después del desayuno he tomado la decisión de ir al supermercado. Hoy mejor que mañana, me he dicho, con mi cinismo habitual, porque mañana es sábado y estará todo de bote en bote.
soloseraunminuto · 19. marzo 2020
Por banalizar lo que escuchaba, he recordado mi primera mañana de aislamiento. Un helicóptero sobrevoló mi casa cuatro veces, dos en cada sentido hacia lo que me pareció un mismo lugar. Pensé en qué sitio podría ser y sentí un estremecimiento
soloseraunminuto · 18. marzo 2020
Sigo sin prestar demasiada atención a las noticias. A la noticia. Sé desde ayer que va mal y que va a ir a peor. Me he enterado, eso sí, de que hemos vuelto a ponerles puertas al campo. O fronteras, como se llamen. Me pregunto quién querrá venir al corazón de la infección, considerando que el virus no se ve, que acercarse a él no produce la descarga de adrenalina que conocen los que persiguen las tormentas, y que ahora no hay en España más jarana que las ocurrencias del whatsapp.
soloseraunminuto · 17. marzo 2020
No es que esté ocioso. El trabajo a distancia me da más trabajo que el presencial porque la palabra escrita se demora más que la hablada y lo que puedes decir, aconsejar, corregir o sugerir en unos minutos para toda la chiquillería a la vez, se convierte en una faena engorrosa cuando has de escribirlo individuo por individuo
soloseraunminuto · 16. marzo 2020
Llega el segundo atardecer de este encierro masivo que terminará por ponernos de los nervios a todos. No es verdad que no haya nadie por la calle. Estoy yo, algunos ratos. Tener perro es un privilegio en estos días, aunque noto al mío tranquilón y cabizbajo, como si hubiera asumido una responsabilidad humana y camine a mi lado pensando cómo hemos podido llegar hasta aquí
soloseraunminuto · 27. enero 2020
Diría que, de nuevo, los políticos se dedican a agredirse entre ellos, pero dándose los guantazos en la cara de los ciudadanos. Tengo la sensación de que a unos y a otros el asunto éste le da lo mismo, porque, si les importase, sabrían algo más de él: ni los de Vox se dedicarían a utilizar vídeos falsos ni el gobierno entraría a un trapo que solo ven los locos que viven en las redes y se dedican a jalear a unos y a otros.
soloseraunminuto · 16. enero 2020
Decía mi vecino, aquel chiquilicuatre al que le pegaban todos los grandullones del barrio, que la aspiración de su vida era ser un día un tipo con los mùsculos de Maciste para devolver con creces todas las palizas que le habían dado.

Mostrar más