Palmeros

Hay que ver la cantidad de gente que tiene poco que hacer por las mañanas. El espectáculo de Mas entrando a declarar al juzgado (eso es espectáculo y no cuatro guardias civiles enmascarados entrando a la sede de su partido) fue seguido por cientos o por miles de alcaldes, políticos y gentes que a esas horas no tenían nada mejor que hacer. ¡¿Quién va a sacar adelante a Cataluña, si la mitad de los catalanes están pendientes de lo que hace Mas?! Toda esa gente, ¿qué produjo esa mañana? Supongo que nada porque, incluso los que trabajaran más cerca, ficharon, se largaron a aplaudir a la víctima y después se fueron a tomar un café y una napolitana para comentar la bella porte del encausado y la maldad del Estado criminal que lo persigue. Si todos eran funcionarios, no me extraña la mala fama que tenemos. Si eran asalariados, tendrían buen saldo porque doy por hecho que el jefe no les pagó la media jornada. Si se la pagó, me extraña que la empresa obtenga habitualmente grandes beneficios. Aun siendo catalana.

En realidad, Mas tiene una propensión innata al espectáculo. Dice Marhuenda que si no llega a presidente se irá con Grifols a hacer las américas, pero yo creo que también podría encajar en los planes de Joglars o Comediants. Cuando no le baten las palmas los alcaldes, se las ingenia para que lo hagan los de la CUP.

Vive Dios que no sé lo que signfica la CUP (y no me apetece entrar en google), pero pareciéndome inteligente su comunicador principal, este de las gafas que se llama Baños, no entiendo por qué le da tanto gustirrinín ser el palmero de Mas. Ahora que los no nacionalistas parece que quieren chincharles, corre a reunirse con él  (dicen que en secreto aunque lo sabemos todos), y seguro que ha admitido rendirle pleitesía el día 9: Artur, yo te apoyo pero tú no aflojas con los de Madrid y nos haces independientes en año y medio.

Conozco a un tipo que conoce a un conocido que es amigo de Baños y me ha dicho que cuando esté aplaudiéndole en la sesión de investidura le va a a poner un guasap preguntándole si ya sabe cuántos catalanes seguirán siendo anticapitalistas una vez que no tengan razón para ser antiespañolistas. Vamos, que si cuando la CUP desaparezca del catalanísimo parlamento seguirá siendo feliz porque el capitalismo catalán será capitalismo, pero siendo catalán se lleva mejor...

Aunque, a  lo mejor, el convenio colectivo de los palmeros tiene cláusulas muy interesantes...

Escribir comentario

Comentarios: 0