Las hermanas Brown

Nicholas Nixon es uno de los fotógrafos más importantes de la actualidad. No se preocupe: yo tampoco lo conocía. El caso es que a Nicholas Nixon se le ocurrió fotografiar en 1975 a su mujer y a sus tres cuñadas. La fotografía, en blanco y negro, es un plano americano de las cuatro mujeres -jóvenes- posando distendidas sobre un fondo arbolado. Nixon repitió la ocurrencia en 1976, 1977, 1978 y así hasta 2007, de momento. El resultado es una colección de fotografías titulada «Las hermanas Brown» sobre los que los estudiosos han dicho maravillas. Entre otras, que es una de las obras de arte más importantes de nuestro tiempo. Yo la vi el otro día y el resultado fue un profundo escalofrío que se me metió en el cuerpo y todavía no me ha abandonado del todo. En pocos minutos el espectador recorre treinta y tres años de la vida de las cuatro mujeres. Siente la tentación de detenerse a examinar cada rostro y averiguar qué arruga nueva tiene cada una de las hermanas, de hacer un inventario de cuáles fueron los malos años de la rubia, de la más alta, de la más pecosa. Ve uno cómo dejan de ser jóvenes poco a poco, pero no tan despacio como para que no nos demos cuenta de que un año no pasa en balde para ninguna de ellas. Para ninguno de nosotros, amigo, por más que lo sepamos, y por eso lo del escalofrío, porque la exposición de las hermanas Brown es también la de usted o la de mí mismo. Si no va a Madrid puede verla en http://www.coleccionesmapfrearte.com/presentacion_brown.aspx.
Y ahora, que tenga un feliz año.

Escribir comentario

Comentarios: 0